• Viernes, 26 de Mayo de 2017

Cláusula suelo (II)

Desde que el Tribunal  de Justicia de la UE dictara su sentencia de 21 de diciembre declarando la nulidad de las clausulas suelo de las hipotecas desde la formalización del préstamo.

Desde que el Tribunal  de Justicia de la UE dictara su sentencia de 21 de diciembre declarando la nulidad de las clausulas suelo de las hipotecas desde la formalización del préstamo, el gobierno y los bancos han desplegado una inusitada actividad tendente a mitigar los efectos de esa decisión, con el indisimulado objetivo de amortiguar las consecuencias económicas que tendrá la ejecución de aquélla resolución. No hubo tanta prisa cuando se trataba de buscar soluciones a los cientos de miles de desahucios provocados por las ejecuciones hipotecarias que dejaron a los prestatarios sin sus viviendas. Una vez más los bancos parecen más importantes que las personas, y ahora se pretende instaurar un modelo de mediación extrajudicial forzosa que retrasará, si se aprueba, el cumplimiento de la sentencia. Porque el cumplimiento es inevitable y lo hubiera sido ya si el Tribunal Supremo no hubiera dictaminado en contra de toda lógica jurídica que la nulidad lo era solo desde 2013. Ahora son los ciudadanos quienes deben de dar el paso y reclamar lo que en justicia les pertenece.