• Miércoles, 21 de Febrero de 2018

Cigarrales, a escena

Con puntualidad británica –el tiempo es oro– acude a la cita en  Ágora (día 22, 20 horas, precio 5 euros) Los Cigarrales, grupo de teatro de la Casa Castilla-La Mancha en La Coruña.

Con puntualidad británica –el tiempo es oro– acude a la cita en  Ágora (día 22, 20 horas, precio 5 euros) Los Cigarrales, grupo de teatro de la Casa Castilla-La Mancha en La Coruña, representando la comedia de Carlos Llopis “Nosotros, ellas y el duende”.
Cuanto sea confraternizar entre españoles es sano y rentable. Tal esos convecinos de otras comunidades autónomas que se sienten cómodos con nosotros, Igual que nosotros notamos su aliento y participamos de sus alegrías e inquietudes. El mañana aparece sin escribir, pero pudiera ser un avecilla de dulce juventud o una felicidad de afectos y conmovedoras sensaciones. El terruño no se olvida, pero aclimatarnos al calor de otros lugares nos hace ciudadanos del mundo global. Que vivimos sin asumir términos racistas –sudaca, por ejemplo– o malquerencia hacia “los otros”. Ahí subyace el regalo con que los castellano manchegos nos obsequian al celebrar sus fiestas sociales, sentándonos en su mesa para compartir pan, vino y sal.
Una comedia de enredo que tendrá su tratamiento crítico cuando el acontecimiento se celebre. Ahora baste señalar el doble enlace que salta en la boda de los jóvenes Pilar y Claudio y sus padres viudos, Eduardo y Antonina. Amoríos. Situaciones. Vodeviles. Pelea de sexos. Vitoria de las féminas. Un torrente de carcajadas muy bien encauzado por el conocido Jesús Manuel Freire, que asume también importante rol en el reparto. Compañía donde colaboran entusiastas y acertadas Mariquiña Miragaya, Gemma Embodas, Sira Delgado, Paco López, Charo Berros, Alejandro Mosquera, Mila López y Javier González.
Habilidosa propuesta escénica. Ágil. Diálogos ocurrentes. Ingenio. Soltura dramática. Dominio del oficio. Ternura. Sátira. Gracia. Humor. Fórmula embrujadora para que los cómicos improvisados disfruten de lo lindo en los ensayos y auguran un “que te vaya bonito”.