• Domingo, 19 de Noviembre de 2017

Los alcaldes no logran imponer sus tesis a En Marea

HAN tenido suerte los alcaldes trivagos de que a Beiras le hayan entrado ganas de protagonismo y se convirtiera por obra y gracia de su ego en la cabeza visible de los anti Villares de En Marea. Y es que los muñidores de la emboscada al multiportavoz de la formación fueron los regidores emergentes, quienes andaban con un ataque de piojos, según unos, por no protagonizar la revolución a nivel Galicia, según otros, los más, por no poder colocar en puestos decisivos y de figurón a su personal de confianza. Sea como fuere, unos y otros han comprobado lo complicado que resulta ir por la vida de antitodo, ya que su opción, esa que tanto ruido hizo en los días previos al plenario de ayer, fue derrotada por las bases, esas a las que ellos apelan, como si fueran los únicos capaces de saber lo que quiere y a lo que aspira a xente do común. Lo peor es que ya hay quien augura que no cejarán en su ataque contra Luis Villares y que aprovecharán cualquier resquicio para seguir minando su figura hasta que consigan su objetivo, que no es otro que controlar la formación. También es posible que hagan como Abel Caballero, que asuman la derrota y gobiernen sus ciudades, algo que hace falta.