• Sábado, 24 de Junio de 2017

Unos gritos que no se oyen en Lugo

JOSÉ Ramón “O Garañón” Gómez Besteiro puede sentirse orgulloso del resultado del trabajo de modelado con su pupila favorita, Lara Méndez, quien se desenvuelve con la misma soltura que él en los asuntos espinosos. El Concello de Lugo se enfrentaba a una nueva visita –lleva un montón de ellas– al juzgado por los altos niveles de ruido en el recinto ferial de San Froilán y la alcaldesa aleccionó tan bien al técnico y a los policías que debían declarar que aseguraron que se había bajado la megafonía al nivel del murmullo de la gente... aunque las mediciones de sus sonómetros reflejaban que se duplica el tope permitido. Igualico, igualico, que el difunto de su agüelico. FOTO: lara méndez | aig