La ciudad logra en diciembre el menor número de parados del año y vuelve a niveles de 2008

La ciudad de Ferrol registró en el último mes del pasado año un nuevo descenso en el número de desempleados continuando así con la tendencia generalizada de 2017, especialmente en los meses de vacaciones y festividades.

La ciudad logra en diciembre el menor número de parados del año y vuelve a niveles de 2008
La capital comarcal cerró el mes de diciembre con 5.563 parados | d. alexandre
La capital comarcal cerró el mes de diciembre con 5.563 parados | d. alexandre

La ciudad de Ferrol registró en el último mes del pasado año un nuevo descenso en el número de desempleados continuando así con la tendencia generalizada de 2017, especialmente en los meses de vacaciones y festividades.
Las cifras presentadas ayer por la Consellería de Traballo indican que, nuevamente, el empleo estacional propio de la época navideña ha permitido acelerar la caída del paro que Ferrolterra viene registrando en el último año. Los 5.563 parados (186 menos que en noviembre) suponen la menor cifra de ferrolanos anotados en el antiguo INEM desde mayo de 2008, cuando había 5.348 personas sin empleo. Además, habría que remontarse a diciembre de 2007 para encontrar un último mes del año con menos parados.
El resto de municipios de las comarcas no han sido ajenos a este descenso generalizado del desempleo y solo en dos de los veinte ayuntamientos de Ferrolterra no se consiguió crear empleo el pasado diciembre. En total, en las tres comarcas descendió el número de parados en 487 personas (un 3,5% menos respecto a noviembre), lo que hace que la cifra en el global baje de los 13.500 desempleados por primera vez desde febrero de 2008.
El Ortegal cerró diciembre con un saldo positivo de diez desempleados menos y la comarca del Eume logró generar en este último mes 106 empleos más de los que destruyó. La de Ferrol consiguió una de las mayores bajadas de los últimos 18 meses, con 371 personas menos anotadas al paro. En lo que se refiere a la tasa interanual, se sitúa en la media gallega, con una caída del 10,8% respecto a 2016. Es decir, 1.385 desempleados menos.

Estacional
Unas cifras, advierten los sindicatos, que hay que tomar con precaución, pues este descenso de demandantes de empleo se debe, en parte, a la pérdida poblacional del último año o a los nuevos jubilados, pero sobre todo al empleo estacional de la época navideña, donde grandes superficies y locales de hostelería han firmado contratos de unas semanas o unos días de duración. “Solo el 7,5% de la contratación es indefinida y la tasa de cobertura sigue en mínimos”, explican.
La parte negativa de este descenso del desempleo en la ciudad es que, en parte, viene dado por la pérdida de población activa, con 1.300 personas menos desde el primer trimestre del año.
Por ello, Ferrol registró en la EPA del tercer trimestre del año una de las tasas de actividad más bajas de la historia. Tan solo 43 de cada 100 ferrolanos en edad de trabajar, tienen un empleo o lo buscan, lo que deja una legión de 32.000 personas inactivas, entre las que se encuentran jubilados, estudiantes mayores de 16 años, pensionistas o gente que no busca empleo activamente.