• Sábado, 10 de Diciembre de 2016

Rajoy considera “imprescindible” que no se deroguen las reformas

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, defendió ayer que se mantenga la política de consolidación fiscal y control del déficit público y subrayó que están “en un momento importante para dar un buen paso hacia adelante”

Rajoy considera “imprescindible” que no se deroguen las reformas
Rajoy se dirige a Pablo Iglesias durante el pleno de control	ep
Rajoy se dirige a Pablo Iglesias durante el pleno de control ep

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, defendió ayer que se mantenga la política de consolidación fiscal y control del déficit público y subrayó que están “en un momento importante para dar un buen paso hacia adelante” si el Parlamento aprueba el techo de gasto y los objetivos de estabilidad presupuestaria y deuda pública. Además, advirtió a los grupos de la oposición de que ahora no se pueden derogar reformas que han funcionado.


“Es necesario continuar profundizando en las reformas y es absolutamente imprescindible que nadie plantee ahora la derogación de reformas que han funcionado”, manifestó Rajoy, después de que este mismo martes el Pleno del Congreso aprobase la derogación de la Ley de Seguridad Ciudadana (conocida como “Ley Mordaza”) y hace unas semanas también la oposición se uniese en la Cámara Baja para pedir al Ejecutivo del PP la paralización de la Ley de Educación.


Así lo aseguró durante su intervención con motivo del Centenario de la Deusto Business School en Madrid, un acto que contó con la presencia del presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, y del exvicepresidente de la Comisión Europea Joaquín Almunia.


Así, el presidente del Gobierno señaló que la “prioridad” de su Ejecutivo es consolidar el crecimiento económico y mantener el ritmo de creación de empleo. “Creo que las reformas llevadas a cabo estos años han sido decisivas para dejar atrás la crisis y adentrarnos en la recuperación que hoy vivimos. Si hay algo que define a esta etapa de gobierno es la ambición reformista que la guía”, manifestó.


Además, recalcó que España está en vías de “suturar todas las heridas infligidas por la crisis” en “su tejido vital” y agregó que todo induce a pensar que si se mantiene “la buena dirección”, estarán en disposición de “llegar lejos”. “Tenemos un relato creíble y un proyecto ilusionante para nuestros ciudadanos. Llamamos a las puertas del futuro con unas credenciales ambiciosas y con la intención de contagiar esa ambición más allá de nuestras fronteras”, proclamó.

 


consolidación


Rajoy defendió una vez más las políticas de consolidación fiscal “adecuadas” y, “en paralelo” una “política ambiciosa de reformas estructurales” que asegure el buen funcionamiento de los mercados de bienes y servicios y refuerce la capacidad de competir en la economía global. Según resaltó, así lo hizo España estos años y ahora “está a la cabeza de la UE en crecimiento y en creación de empleo”, al tiempo que “ha recuperado la confianza de los inversores y los mercados europeos”.


El presidente del Gobierno también apostó por consolidar el proyecto europeo y recordó que la participación de España en ese proyecto ha sido la “clave” de su prosperidad tanto pasada como presente. “Y también lo va a ser de la futura”, apostilló, para pedir no “desentenderse” del futuro de la UE.