• Viernes, 15 de Diciembre de 2017

O Parrulo afronta en tierras andaluzas su nueva parada

Los de Diego Ríos, en su tercer choque en una semana, visitan a un Jaén Paraíso Interior hecho por presupuesto y capacidad para ocupar los primeros lugares

O Parrulo afronta en tierras andaluzas su nueva parada
Ríos ve bien a su formación a nivel físico a pesar de la exigencia del calendario  | j. meis
Ríos ve bien a su formación a nivel físico a pesar de la exigencia del calendario | j. meis

Los jugadores de O Parrulo Ferrol afrontan hoy la que será su tercera parada liguera de cuatro en diez días, un viaje exigente en el que su rival de esta tarde será otro de los favoritos a ocupar las primeras posiciones, el Jaén Paraíso Interior –18.30 horas, pabellón de Salobreja–.

Un maratón deportivo en el que la competitividad de los ferrolanos no se ha visto desgastada, al contrario, como apuntaba Diego Núñez poco antes del inicio de su viaje a tierras andaluzas. “Llevamos cuatro buenos partidos, sobre todo los dos últimos. En líneas generales dimos la cara, llegamos con opciones al final del partido y el equipo está haciendo un buen trabajo”. Un nivel que los departamentales esperan mantener esta tarde ante una formación jienense que no conoce la derrota –suma un triunfo y dos empates– y que en su casa se hace fuerte tanto por juego como por su incondicional afición. El preparador Diego Ríos es consciente de que este duelo será, de nuevo, “complicado”, destacando la capacidad de su adversario de este tarde en las jugadas a balón parado, entre otros aspectos. Un potencial que para el técnico lucense colocará a los de Jaén “entre el cuarto y quinto clasificado. No solo por presupuesto, sino porque también están capacitados”, afirma. Un duro adversario al que el grupo de O Parrulo hará frente con todo su potencial para sumar cuanto antes unos importantes puntos para su permanencia, dejando a un lado el cansancio acumulado. Sin embargo, Ríos ve a su formación “muy bien” en este aspecto físico. Para este duelo el preparador solo tendrá la duda de Róber, con molestias en el cuádriceps.