• Miércoles, 21 de Febrero de 2018

Estos son los mejores hábitos para bajar de peso

Estos son los mejores hábitos para bajar de peso
Hábitos para bajar de peso
Hábitos para bajar de peso

Más allá de la crisis económica, la política y otros factores que preocupan mucho a la sociedad existe un aspecto que también inquieta a innumerables personas a día de hoy. Se trata del peso, el cual es elevado en muchas de ellas y está lejos de las cifras ideales en base a su estatura y edad, por lo que se ven obligadas a lidiar con una serie de contratiempos derivados de dicha situación.

Afortunadamente existen diversos hábitos para bajar de peso que proporcionan muy buenos resultados a aquellos individuos que, con la fuerza de voluntad necesaria, se dedican a seguirlos al pie de la letra para adelgazar no solamente con el fin de hacer gala de una línea mucho más definida y atractiva a la vista, sino también teniendo presentes otros objetivos que hacen referencia a la salud y al bienestar en general.

La mayoría de costumbres para adelgazar guardan una relación directa con la alimentación. Es el caso de aquella que se resume en beber agua antes de dar comienzo a cada comida del día, desde el desayuno hasta la cena. ¿Qué se consigue con dicha acción? La respuesta es simple: la saciedad que provoca la previa ingesta de líquidos da pie a que posteriormente no tengas la necesidad de comer en demasía.

Ello de poco sirve si los alimentos ingeridos son hipercalóricos. Si tu objetivo es el de reducir los kilogramos de peso conviene mantener al margen de la dieta habitual este tipo de comidas, tales como frutos secos y patatas, puesto que pequeñas cantidades aportan demasiadas calorías y, por ende, acaba resultando más complicado perder barriga.

A su vez es recomendable optar por los conocidos como alimentos hipocalóricos. Existe la creencia de que los mismos no son en absoluto sabrosos, pero nada más lejos de la realidad. Así lo demuestran las fresas, las cuales según la opinión de la mayoría de consumidores están verdaderamente buenas, y su aporte de calorías es bastante bajo.

Al hablar de la fruta recientemente mencionada es inevitable aclarar el tema de la ingesta de azúcares. Para bajar de peso no es obligatorio dejar de lado aquellos que no son refinados, siendo un claro ejemplo los que contienen las frutas. Sin embargo, sí es aconsejable sustituir el azúcar añadido en determinadas comidas y bebidas por otro ingrediente menos calórico y que consiga aportar el toque de dulzura necesario, siendo la stevia uno de los mejores en este sentido.

Otro pensamiento erróneo y que por desgracia está bastante extendido consiste en creer que pasando hambre una persona consigue adelgazar, pero lo único que ello provoca es un efecto rebote que tarde o temprano acaba haciéndose patente en el sujeto en cuestión, causando que posteriormente termine ingiriendo si cabe una mayor cantidad de comida.

Es fundamental comprender que la pérdida de peso únicamente se produce si las calorías ingeridas durante el transcurso del día son inferiores a aquellas que ha consumido el cuerpo. Así pues, perder barriga no acarrea únicamente centrarse en la alimentación, sino que también conlleva darle al ejercicio físico la importancia que merece.

Innegablemente comer es uno de los mayores placeres de la vida, y no muchos individuos están dispuestos a renunciar a determinados alimentos que consideran imprescindibles en su dieta sin restringir las cantidades. Tanto si te englobas dentro de este tipo de personas como si eres capaz de eliminar ciertas comidas demasiado calóricas te beneficiarás enormemente de la actividad cardiovascular llevada a cabo regularmente.

Al hacer deporte o realizar actividades como caminar a una considerable velocidad durante una mínima cantidad de kilómetros se consigue que el cuerpo consuma energía logrando que al final del día la balanza calórica sea positiva en el sentido de que hayas gastado más cantidad de la que has ingerido por medio de los alimentos. Más allá de la pérdida de peso que ello supone también recibirás el resto de beneficios derivados de la práctica deportiva en cuestión.

Para acelerar al máximo posible la reducción de la grasa corporal con tal de perder barriga en un tiempo récord lo más recomendable es efectuar la actividad física en ayunas, puesto que en ese instante el cuerpo carece de reservas energéticas y se ve obligado a consumir los depósitos de grasa, los cuales paulatinamente van menguando hasta que el porcentaje pasa a ser el adecuado. Psicológicamente te sentirás mucho mejor al recuperar la autoestima tras verte en el espejo sin el flotador abdominal que tantos complejos provoca en muchas personas.

La fuerza de voluntad es esencial para aplicar todos los consejos que han sido sacados a colación sin titubear en ningún momento, sobretodo si nunca antes has seguido una dieta medianamente estricta, pero lo cierto es que merece la pena teniendo en cuenta los excelentes resultados que se obtienen perdiendo peso en poco tiempo y ganando enormemente en términos de salud.