• Viernes, 20 de Octubre de 2017

El campo de fútbol de Cariño estrena la iluminación de bajo consumo

El Concello de Cariño será pionero en la provincia con el montaje permanente de lámparas de bajo consumo en un estadio de fútbol. Así, el consistorio renueva los antiguos equipos de alumbrado del terreno de juego municipal instalando 28 proyectores de tecnología Led.

El campo de fútbol de Cariño estrena la iluminación de bajo consumo
Los trabajos practicados en el terreno se financian en su totalidad con fondos solicitados a otras administraciones
Los trabajos practicados en el terreno se financian en su totalidad con fondos solicitados a otras administraciones

El Concello de Cariño será pionero en la provincia con el montaje permanente de lámparas de bajo consumo en un estadio de fútbol. Así, el consistorio renueva los antiguos equipos de alumbrado del terreno de juego municipal instalando 28 proyectores de tecnología Led, con lo que se estima una reducción del gasto que superará el 50%. “Conllevará no solo un importante ahorro económico sino también energético y de emisiones CO2 a la atmósfera”, indicó el alcalde, José Miguel Alonso.
Los trabajos están siendo finalizados y responden a la modernización paulatina de unas instalaciones “deficientes”, algo que demandaban desde hace años los miembros del Club Deportivo Cariño y los demás usuarios del campo.
Además de la reducción del consumo, este nuevo sistema mejorará la calidad lumínica en el recinto, “garantizándose una mayor uniformidad en la iluminación sobre las diferentes partes del terreno de juego”, aseguran fuentes municipales.
Los 28 focos Led cuentan con una potencia de 16.100 vatios que prácticamente reducen a la mitad los 32.000 vatios empleados por los 16 focos existentes hasta la fecha, “claramente ineficientes y cuyos niveles de iluminación han quedado desfasados”, indican las mismas fuentes.
Cerca de 20 compañías de Galicia y distintos puntos de España como Guadalajara, Zaragoza, Madrid o Ciudad Real presentaron sus ofertas. Finalmente, el contrato fue adjudicado por 48.884 euros a una empresa viguesa con experiencia en el ramo, además de conseguir el Concello una garantía de 15 años sobre el material así como un conjunto de mejoras en las instalaciones cifradas en 6.131,46 euros.
La actuación entra dentro del Plan de Eficiencia Energética llevado a cabo en el concello y todos los proyectos se han financiado en su práctica totalidad con fondos solicitados a otras administraciones, “por lo que los vecinos no verán menguados sus servicios y gracias al ahorro energético podremos aumentar las partidas municipales dedicadas a inversión local”, indicó José Miguel Alonso.. l